LOS MOTOTRABAJADORES SON PARTE DEL CONFLICTO SOCIAL.

SUNMCOL

Este trabajo se ha  convertido para muchos colombianos en una opción para subsistir debido a la carencia de oportunidades laborales; esta actividad tiene opositores entre ellos las empresas legalmente constituidas de transporte urbano, pero ante la necesidad laboral está es una opción que no se puede desaprovechar para llevar el sustento a los hogares. Es por eso que se da a conocer un segundo manifiesto en el que se hace un recorrido a nivel histórico y estadístico de la realidad nacional en la parte económico-social, así como también las propuestas y decisiones de este proceso organizativo. Presentamos apartes del manifiesto:

 DSC00325

MANIFIESTO II COMISIÓN POLÍTICA DE MOTOTRABAJADORES

Florencia Caquetá

Después de recorrer la geografía del sur occidente colombiano motociclistas informales nos hemos convocado para analizar y evaluar la situación nacional de los mototrabajadores y las condiciones cada vez más graves para la población urbana y rural que sobrevivimos de la motocicleta.

 

Los trabajadores informales en Colombia no somos ajenos al cuadro del conflicto colombiano, somos un elemento social complementario constituido por los millones de campesinos empujados, a causa del nivel de violencia en el campo, a los éxodos rurales y hacinados en barriadas autoconstruidas en municipios y ciudades del país.

 

Al capital extranjero se le entrego con respaldo militar  los intereses del país desde el año 2000 hasta el 2025,  la economía del país, la industria, los recursos naturales, las petroleras, los medicamentos, los servicios públicos, el transporte, el sector financiero, metal mecánico, del hierro y el acero, plásticos y cauchos, alimentos procesados, transporte de valores y correos, las grandes superficies del comercio, las telecomunicaciones, la televisión por cable.

 

Los niveles de pobreza en los territorios urbanos son de un 45 % en promedio; en tanto en el campo el nivel de pobreza asciende al 64 %. Mientras el promedio nacional de necesidades básicas insatisfechas es de 27 %  para la población indígena es del 57%  y para los afrodescendientes es del 66%. En los municipios definidos como de alta ruralidad, las personas con necesidades básicas insatisfechas ascienden al 74,66%, según PNUD.

 

Mediante continuas sesiones La OIT ha sancionado a Colombia por no cumplir con los convenios internacionales para que cese la afrenta  contra líderes y trabajadores del movimiento sindical. Sumado a esto las ciudades están lejos de ofrecer condiciones y oportunidades equitativas a sus habitantes. La población urbana, en su mayoría, está privatizada o limitada -en virtud de sus características económicas, sociales, culturales, étnicas, de género y edad- para satisfacer sus más elementales necesidades y derechos. Contribuyendo  a ello las políticas públicas, que al desconocer los aportes de los procesos de poblamiento popular a la construcción de ciudad y de ciudadanía, violentan la vida urbana.

 

En este contexto el significado social y político de la lucha urbana continúan siendo fragmentados e incapaces de producir cambios trascendentes en el modelo de desarrollo vigente. Por esta razón, se considera imperioso hacer un llamado a la población civil, a las instituciones de justicia y estatales, a la comunidad internacional a levantar su voz en la defensa de los derechos fundamentales de las personas que ejercen su derecho a peticionar, a protestar, a reunirse, a manifestarse públicamente, a proteger la movilidad, la salud y la vida de los habitantes de las comunidades; lo que nos lleva a concluir que los mototrabajadores en esta comisión política asumimos:

 

a.         Unificar un accionar que permita desarrollar y exigir mediante el reconocimiento sindical de los Mototrabajadores.

b.         La solidaridad con otros sectores  con criterios no vinculantes, sin endosar la lucha de los mototrabajadores.

c.         Asumir la defensa del territorio, el empleo, la industria agraria y urbana, como un principio de lucha para la defensa de la soberanía nacional.

d.         Exigir al gobierno nacional garantizar la debida protección a la población vulnerable, mediante programas de reinserción laboral y seguridad social.

e.         La construcción con criterios amplios de un observatorio sobre las consecuencias de los decretos municipales y presidenciales que permitan hacer un seguimiento permanente sobre la aplicación y defensa en el debido proceso.

f.          Exigir al gobierno nacional y a la OIT  mayor efectividad en su obligación de responder por el cumplimiento de las leyes, la constitución nacional, los convenios y las normas internacionales del trabajo.

g.         decidimos, sumarnos a fortalecer como minga de resistencia, congreso de los pueblos, en la construcción de un espacio público en la pluralidad y democracia, un escenario de ruta común para la paz de los colombianos.

DSC00392

SUBDIRECTIVAS DE SUNMCOL CAUCA, HUILA, CAQUETÁ, SUNMCOL QUINDÍO, VALLE, NARIÑO, SUNMCOL POPAYÁN, FLORENCIA, DONCELLO, SAN VICENTE DEL CAGUAN, CARTAGENA DEL CHAIRA, LA TEBAIDA QUINDÍO, BUGA VALLE, LA UNIÓN VALLE, NEIVA HUILA, UNIVERSIDAD DE LA AMAZONIA, COORDINADORES DE CUADRADEROS DE FLORENCIA Y MUNICIPIOS.

Anuncios

Una respuesta a “LOS MOTOTRABAJADORES SON PARTE DEL CONFLICTO SOCIAL.

  1. DENUNCIA PÚBLICA
    Entre los riesgos que tienen que correr los motociclistas de Popayán, además del historial de persecución, irrespeto a los ciudadanos, trato discriminatorio por la administración municipal del doctor Fuentes, demostrado en contra del sindicato y a nuestro personal afiliado, a quienes de manera disimulada se les violan sus derechos, aprovechando de las condiciones de inferioridad, necesidad e inexperiencia de los motociclistas en la resolución de conflictos, obteniendo un provecho ilícito al inducir a estos, mediante decretos municipales, que desbordan la potestad de sus funciones, pasando por encima de la constitución política, forzando a la población motociclista y mototrabajadora a realizar acuerdos de pago, con efectos jurídicos perjudiciales para su economía en detrimento del bienestar económico de sus núcleos familiares.
    El Sindicato Único Nacional de Mototrabajadores de Colombia SUNMCOL legalmente constituido, denunciamos ante la opinión pública nacional e internacional, el atentado criminal del que fue objeto nuestro compañero Álvaro Moreno, Quien el pasado jueves a las cinco de la 5.20 pm salió de la reunión de junta directiva de sunmcol Popayán en el parque José María Obando y a 50 metros fue blanco de un disparo en el cuello ocasionándole lesiones graves en la columna vertebral.
    Estos son los hechos ocurridos:
    El pasado 15 de agosto la junta directiva de SUNMCOL Popayán se dieron cita en el parque José María Obando con la participación de 28 delegados de la ciudad, la reunión empezó a las 4.30 pm con el llamado lista en donde cada afiliado firmo la asistencia con nombre y número de celular el tema de la reunión de junta directiva fue ultimar detalles para la participación del sindicato en la jornada nacional del 20 de agosto.
    A eso de las 5.20 pm se dio por terminada la reunión y cada uno de los afiliados se disperso por rutas diferentes entre la carrera 22 y calles 6 y 7 del barrio José maría Obando, en ese momento don Álvaro moreno padre y su hijo también Álvaro moreno montaron la motocicleta para desplazarse a su casa, con tan mala suerte que a los 60 metros del parque principal del barrio por la calle 6 con 22, sale la casa demarcada con el numero 22-39, intempestivamente sale de su garaje en reversa un vehículo de color rojo marca Renault 9 de placas —147 sin tener en cuenta las mínimas normas de precaución, quedando atravesado en la calle por donde también transitaba nuestro compañero de oriente a occidente, encontrándose con el vehículo completamente atravesado de derecha a izquierda y obstaculizando el paso por lo que el compañero Álvaro moreno, hijo y conductor en el momento detiene la marcha a una distancia prudente de un metro y medio del Renault, sin hacer impacto e inmediatamente Álvaro hace uso del pito y le increpa al conductor que aprenda a manejar, por lo que inmediatamente el conductor desciende del vehículo y le hace un disparo a los pies de Álvaro moreno padre, este le dice cálmese señor nosotros no cargamos armas y en segundos hace otro disparo a Álvaro moreno hijo, a la altura del cuello, quien cae al suelo haciendo burbujas de sangre, la gente se aglomera y llaman el auxilio de la policía, pasados 5 minutos llegan los uniformados le prestan los servicios y en la misma patrulla es trasladado a emergencias del hospital SUSANA LOPEZ y luego es remitido al Hospital san José de la ciudad.
    El conductor es hallado con arma de fuego, se le inspecciona lo concerniente al procedimiento policial, se le embolsan las manos al atacante para las respectivas pruebas de pólvora, y se procede a la detención del sujeto. Hasta el momento no existe nada claro si el vehículo está detenido o que pasó con el señor ex agente de la policía de nombre JAIME QUINTERO MUÑOZ, con documento de identidad c.c. No. 16.549. 726, conductor del vehículo marca Renault 9 color rojo de placas 147
    Como consecuencia de lo anterior, solicitamos a la fiscalía que ordene al Estado:
    a. realizar una investigación completa, imparcial y efectiva de los hechos, con el objeto de establecer y sancionar la responsabilidad material e intelectual del atentado a nuestro compañero ALVARO MORENO.
    b. que repare plenamente a ALVARO MORENO, a su señora madre y padre del señor Álvaro moreno, incluyendo tanto el aspecto moral como el material, y en particular, que les pague una indemnización calculada conforme a los parámetros internacionales, para compensar el daño ocasionado a este núcleo familiar;
    c. que adopte en forma prioritaria una política global de protección para los sindicalistas defensores y defensoras de derechos humanos, y centralice, como política pública, la lucha contra la impunidad a través de investigaciones exhaustivas e independientes sobre los ataques que sufren diariamente los sindicalistas y los defensores y defensoras de derechos humanos en todo el país.
    d. exigimos que el victimario pague las costas y gastos legales incurridos por la víctima en la tramitación del caso, como las que se originen en la tramitación del presente caso, ante el sistema interamericano de derechos humanos.
    De la misma manera, denunciamos públicamente a la POLICIA METROPOLITANA por el abuso de autoridad en contra de los mototrabajadores que luchan por el derecho al trabajo y el sustento de sus familias, quienes venimos siendo presionados por los funcionarios de esta institución la cual parece haber olvidado cual es la naturaleza de su existencia y como debe aplicar medidas de preventivas y no represivas para los ciudadanos.
    Por lo anteriormente denunciamos y solicitamos la intervención de todos los Organismos Nacionales e Internacionales como la ORGANIZACIÓN INTERNACIONAL DEL TRABAJO O.I.T, los Derechos Humanos, así como a las diferentes federaciones, campesinos, indígenas, Confederaciones Obreras y Organizaciones Sociales de toda índole a fin de evitar que se continúe implementando esta aberrante política anti obrera impartida desde de la Alcaldía de Popayán, que solo sirve para sostener la pobreza y acabar con el trabajo digno de la motocicleta sosteniendo el desempleo y la miseria sin importar que estos dos factores tienen sumido a Popayán y el cauca en un grave estado de atraso económico y social.
    vea informe en
    http://www.movilidadsinfronteras.blogspot.com

    SINDICATO ÚNICO NACIONAL DE MOTOTRABAJADORES DE COLOMBIA – SUNMCOL.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s